domingo, 24 de febrero de 2013

23-2-2012 La Marea Ciudadana inunda las calles


Las mareas parecen funcionar, la fuerza de la indignación resurge y esta vez, quizás para crear una estructura horizontal que abarque a todos los sectores sin discriminación, educación, sanidad, servicios sociales, desempleados, desahuciados..., todos los afectados por la “crisis de la deuda”, ese juego de trileros para justificar la apropiación de unos pocos de toda la riqueza y dejar a la mayoría en la cuerda floja.
Esperemos que la experiencia cuaje y el día 23 de febrero de 2013 sea otra fecha, que, al igual que el 15 de mayo de 2011, marque un nuevo jalón en el camino para el empoderamiento y la dignidad, en la lucha contra la mentira, el robo y la demagogia. El grup d´Alacant de la PACD-PV, se ha integrado en la Marea Ciudadana y ayer leímos el último escrito, tras una manifestación que supero las expectativas previstas y nos asombramos que todos los anteriores textos hacían mención a la deuda y el no pago de la deuda ilegítima. Hace un año eso era impensable, hoy ya es un deseo casi generalizado, dentro de poco sera una realidad con nuestra lucha, la lucha de todas las mareas. A continuación os transcribo el manifiesto que leímos. Un abrazo. Nano


La crisis en la que nos encontramos atrapados no significa que el sistema capitalista este agotado, es tan solo la plasmación de la última metamorfosis del mismo. El sistema capitalista ha empleado el crédito como medio para atrapar a ciudadanos, empresas y estados, para lograr así una extraordinaria acumulación de la riqueza en manos de unos pocos, agotados los procesos de acumulación anteriormente utilizados. El crédito, como un caramelo envenenado mantuvo dormida a la población y ahora despertamos de ese sueño con la crisis de la Deuda.

La deuda ha sido el arma tradicional para someter a la esclavitud a los países más pobres y a sus ciudadanos y ciudadanas. Hoy denunciamos que de igual manera que en las naciones del Sur, también en el País valencià, en el Estado español y en el conjunto del sistema capitalista, se reprime y esclaviza a la población a través de la Deuda. La Deuda y su generación no han sido otra cosa que una estafa, que ahora quieren hacernos pagar, mediante desahucios, privatizaciones, recortes...

Lo que ha ocurrido con la vivienda es sintomático. Se comenzaba con la creación de un marco de mercado y legislación diseñados para empujar a la compra reconvirtiendo el derecho a la vivienda en el derecho al crédito. Una estafa que continuaba con los precios de las viviendas.

En contra de los postulados teóricos de los neoliberales, pero de acuerdo con el resultado real de sus políticas, la liberalización del suelo no hizo más que subir los precios. Estos, controlados por las empresas tasadoras, se fijaban no en función de la vivienda, sino de la capacidad límite de endeudamiento de la población, y fueron aumentados, en una planificada operación especulativa, con el objetivo de que los bancos pudieran obtener el máximo de beneficio de sus créditos hipotecarios. Así, utilizando las agencias de tasación y el euribor, y con el visto bueno de los gobiernos y del Banco de España, los bancos se aseguraban unos beneficios que suponían el ahogo de miles y miles de familias. La estafa se consolidaba con la ayuda de una legislación diseñada para cargar toda la responsabilidad al ciudadano de a pie, que a la vez que endeudado era considerado culpable.

¿Por qué el Estado no exige a bancos y constructoras el pago de ninguna deuda y, en cambio, pone todos sus instrumentos represivos a su servicio?

Pero no contentos con ello, la Deuda privada de las grandes empresas se ha ido traspasando a la Deuda pública, la deuda de todos. En los últimos cuatro años 240.000 millones de euros de dinero público se han dado a la banca, 240.000 millones que se han ido quitando de las pensiones, de la educación , de la sanidad, de los servicios sociales, de las prestaciones al desempleo, etc.

Ha llegado la hora de denunciar el fraude Deuda y exigir una moratoria inmediata que permita una auditoria bajo control ciudadano de la misma y determine que parte de ella es ilegítima, (nosotros pensamos que la mayoría), para una vez auditada no pagar la que se demuestre que es ilegítima.

Como primer paso, la PACD va a presentar mociones en los ayuntamientos solicitando que aprueben una auditoria ciudadana de la Deuda, una moratoria de su pago y la condonación de la Deuda ilegítima.

Por que esto que llaman crisis es un golpe de estado financiero,
nosotros gritamos ¡¡¡NO DEBEMOS, NO PAGAMOS!!!


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada